jueves, 30 de octubre de 2008

IR HACIA DELANTE

He tenido una reflexión porque cada vez veo más casos de gente que no se valora lo suficiente y que sólo está bien cuando todo es de color de rosa y como todos sabemos la vida no es así, tiene muchos colores que hay que aceptar. Me duele mucho ver a gente cercana con estas incertidumbres, bajas de moral y que aunque les des ánimo y les brindes ayuda, sabes que primero deben aprender a valorarse para poder seguir. Por eso he escrito esto, para intentar ayudar de algún modo con mis palabras, no quiero que sufran más. Todos hemos pasado por esa situación alguna vez, nos vemos mal, nos sentimos peor, todo es oscuro, negro, y no vemos luz por ningún lado, pero siempre está, sólo hay que buscar el resplandor que nos lleve a ella.







Despertamos cada día con nuevas ilusiones, nuevos retos que conseguir, pero el más importante es querer abrazar la vida, agradecer lo que nos brinda y querernos a nosotros mismos.


Que época tan maravillosa cuando la vida nos sonríe, ningún problema nos acecha, sólo el bienestar y cuando algo se tuerce, llega un suceso inesperado, no nos acordamos de todo lo bonito que nos ha regalado.



Hay que ser agradecido, humilde, reconocer lo bueno y lo malo, ser siempre positivos ante los cambios o futuros inciertos, sólo así seremos más felices.

Es imposible que este deseo se cumpla siempre, por los sentimientos, miedos…todos tenemos baches, inseguridades que nos hacen retroceder y no ver con claridad.



Vivir la vida con fuerza, realismo, gratitud, valorando lo que tenemos a nuestro alrededor nos ayudará a conseguir nuestras metas y sobre todo, a vivir mejor.

La valoración personal es imprescindible, cuando uno no se valora como debe o deja que los demás lo hagan, entonces viene una espiral de sufrimiento interior que obstaculiza nuestras virtudes.



Cada día se ven más casos de depresión, infravaloración, malestar de uno mismo, todo ello radica en la autovaloración.

Si uno se valora lo suficiente, transmitirá esa fuerza a los demás. Hay una frase que me gusta mucho y es: “los demás te ven como tú quieres que te vean”, es decir, tú eres lo que quieras ser, si tú te ves bien, los demás también lo verán.



Se tiene que ser valiente en la vida y quererse a uno mismo, quiérete, gústate, ayuda a que los demás se valoren y respeta a todo el mundo para que te respeten. El dicho popular “Cada uno recoge lo que siembra” yo lo creo verdadero, por eso si respetas te respetarán, si te quieres te querrán, si das cariño y ayudas te darán y ayudaran. No olvides que la base de todo esto está en ti mismo.



19 comentarios:

Anónimo dijo...

Que bien me han ido hoy tus palabras, tienes tanta razón en todo lo que dices. Nos olvidamos de todo lo bueno que tenemos cuando algo malo nos pasa. Gracias por recordar, y ayudar a afrontar las casas malas con buenas ideas y actitudes. Un beso para mi tita que esta malita, y que tenga mucha fuerza que seguro que sale de esta.

Rachel dijo...

Claro que sí guapa, ya verás como tu tita se recupera y sale de este mal momento. Un abrazo fuerte para ti, tu tita y tu familia con cariño.

Diana Puig dijo...

Realmente la vida te da cosas buenas y otras que no lo son tanto, pero siempre se aprende de ellas, es verdad que muchas veces es demasiado injusta pero nunca sobran los ánimos de los demás y las palabras que transmitan calor y apoyo. A veces el problema es que no somos capaces de ver las soluciones a las cosas porque estamos demasiado ciegos o nos vemos incapaces de afrontar según que problemas, pero de vez en cuando recibimos ese alivio que tanto compensa.
Tu post es importante y deberíamos de pensar más en positivo eso ayudaría a sobrellevar lo que no es fácil y confiar más en nosotros mismos. Eso si cada etapa hay que vivirla y en todas ellas tienes que afrontar nuevos retos que te ayudarán a conocerte mejor.
Muchos besitos y gracias por tus palabras, nos ayudan a todos. didi.

Adolfo Payés dijo...

Bello yo escojo tu poema, versos reflexiones y me las llevo conmigo así la esparzo por el camino y lo entrego a alguien que este mal cuando sea necesario..

saludos bello poema, un abrazo

carolita dijo...

también estoy de acuerdo, uno tiende a olvidar los buenos tiempos cuando llegan los malos... pero al final, la vida es un constante círculo y todo empieza y termina mil veces.

besos.

Rachel dijo...

Didi, de lo que trato con esto es que aprendamos a valorar más las cosas aunque la vida nos de algún que otro golpe, tenemos que ser fuertes y levantarnos para seguir hacia delante. A mi alrededor tengo a personas muy importantes para mi que se dejan vencer por situaciones y aunque son ellos los que lo estan pasando mal yo también lo sufro con ellos. A veces ayuda leer estas cosas. Un besito

Rachel dijo...

adolfo, gracias por hacer llegar mis palabras a gente a la que le puedan ayudar y por seguirme siempre...Un abrazo con cariño

Rachel dijo...

es cierto carolita, la vida es como una peonza, da muchas vueltas y no se sabe cuando parará. Por eso hablo de ese sentimiento positivo pq un día estás mal pero sabes que no va a durar eternamente, te vuelves a levantar y sigues con tu vida. Gracias por tu visita. Nos leemos ;)

m.eugènia creus-piqué dijo...

Muy bonito Post Rachel, es así tal cual lo describes pero a veces llega un momento en que te hundes sín remedio en lo más profundo y luego salir de ello cuesta cantidad, hay veces que no tienes ni ganas de luchar,hasta que poco a poco ves una lucecita al final del camino que te empuja a seguir adelante, muchas veces por los demás , más que por tí misma.

beth dijo...

Hola Rachel:
tal cual como lo escribes asi mismito es!!!yo siempre me valoro y siempre sonrio no es que mi vida sea color de rosas pero todo tiene solucion no hay porque hundirse,sino mas bien hay que hacer mas fuerzas para salir,yo cuando veo a alguien bajoneado le digo si le molesta tanto ser feliz y cuando me miran mal les digo es verdad,yo no tengo un peso,estoy gordita pero eso no me quita nada,soy feliz !!!!y me encanta sonreirle a la vida!!!!!!al mal tiempo buena cara!!!!
cariños para ti.
beth

Rachel dijo...

Geni, así es, cuando estamos de bajón entramos en un círculo del que es muy difícil salir y como tú dices, no hay fuerzas ni para luchar, por eso es importante pensar que siempre se puede salir, nada es eterno. Un beso

Rachel dijo...

beth, que bueno que seas tan optimista, eso ya es mucho, yo también intento siempre ver el vaso medio lleno (y no medio vacío). Cariños

antonia maxwell dijo...

"La base de todo está en uno mismo"...cuánta razón.Con un pensamiento positivo desde el corazón, hasta un extraño puede colaborar con la mejoría de una persona. El mío está.
Lo dejo con un beso a mi vuelta en el blog.

Enric Tomàs dijo...

Hola Raquel, yo también he visitado tu blog a través del de Fernando. ¡Qué casualidad! Me gusta, es positivista. Me parece lo que decimos en catalán, un 'calaix de sastre', donde todo cabe y todo debe caber.

Fernando Manero dijo...

Es importante mantener la esperanza en que los momentos dificiles pueden tener fin y ser sustituidos por momentos de optimismo y disfrute de la vida. Los altibajos son inevitables, pues el ser humano se desenvuelve en un entorno de crisis, cambios, perturbaciones que inevitablemente le afectan. Pero en estos casos, conviene recordar aquel famoso poema de Benedetti: "El valor todo lo puede/hay que tener confianza/mas lo que el valor no puede/lo ha de poder la esperanza". Un abrazo

Fugaz dijo...

A menudo todos tenemos esos bajones que nos dices, evidentemente estar mejor comienza por uno mismo, y lo más importante es valorarse como deberíamos. No siempre es todo color de rosa, y muchas personas creen que se les acaba el mundo. Pero por suerte, tarden más o tarden menos, cuando reaccionan se dan cuenta de que hay que aprender de todo lo vivido y no volver a caer por lo menos en lo mismo.

Es duro, pero si uno se lo propone cuesta menos continuar adelante.

Besos!!

Adolfo Payés dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Adolfo Payés dijo...

paso a saludarte rachel y a desearte una semana maravillosa ahora que comienza...

saludos fraternos

Rachel dijo...

Hola Antonia, ya estás de vuelta, ya nos contarás qué tal lo has pasado, ahora me pasaré por tu blog por si hay algo nuevo. Sí es verdad que cualquier pensamiento positivo ayuda en un momento de bajón, venga de quien venga. Un beso

Hola Enric, bienvenido a mi diario, sí que hay un poco de todo, me gusta la variedad y así hago aquí. Pásate cuando quieras. Nos leemos ;)

Fernando, bonito poema me has recordado, eso es, la esperanza nunca se tiene que perder, es complicado pero hay que ser fuerte y como no, positivo ante los altibajos, que como bien dices tú son muy habituales en la vida y todos los sufrimos. Un beso

Fugaz, lo más importante desde mi punto de vista es valorarse uno mismo y ser positivo o al menos intentarlo, pq pienso que así resulta todo más fácil y de eso se trata. Por supuesto estoy contigo en que se aprende mucho de lo vivido. Cariños

Adolfo, yo también te deseo una feliz semana cargada de sonrisas y optimismo. Besos